Con el último dato del Euribor de mayo de 2021, podemos cifrar el referencial hipotecario regente en el mercado hipotecario español en un -0,481% de media diaria del Euribor a 12 meses del mes de mayo de 2021.

Por la evolución del Euribor reciente parece que la tendencia alcista del principal índice de referencia en las hipotecas españolas se reafirma muy tímidamente, después de haber tocado fondo en enero de este año con un valor de -0,505%, el más bajo registrado en la historia de este indicador.

Euribor de mayo de 2021: ¿motivo de alarma?

No necesariamente, ya que la situación del Euríbor en negativo se ha debido más a políticas proteccionistas del Banco Central Europeo para preservar la economía de la eurozona que a otra cosa. Lo más lógico y normal es que el Euríbor siga subiendo, ahora bien, lo importante es que lo haga de una manera muy paulatina y sin poner en jaque la salud hipotecaria de los países miembros.

¿Subirá el Euríbor?

Sólo alguien con poderes adivinatorios podría responder a esta pregunta, pero lo cierto es que si bien se da por hecho que tendremos Euríbor «barato» hasta que la economía europea se empiece a recuperar del azote económico provocado por la pandemia, también es más que probable que llegado ese momento, volvamos a ver el Euríbor en valores positivos. Hay que decir que previsiones de entidades financieras descuentan tipos de interés negativos durante cerca de una década, veremos si aciertan.

Por otro lado, también es de esperar que en caso de que los indicadores económicos, tales como la inflación, empezaran a dispararse, las subidas del Euríbor no llegarían a los drásticos niveles que se alcanzaron durante la pasada crisis de 2008, cuando llegó a situarse en + 5,393% en julio de 2008. Más que nada, por que permitir ese desequilibrio económico en las familias no haría sino volver a colapsar el sistema bancario igual que ya sucedió, algo que no interesa ni a los bancos prestatarios, ni al Banco Central Europeo ni por supuesto, a los hipotecados. Hemos de recordar también que en aquel verano de 2008 el barril de petróleo pulverizó también su cotización al alza, situándose en casi 140,73 dólares el barril.

Hoy nos encontramos con un panorama totalmente diferente y con un gran auge de las energías alternativas que ha contribuido a contener el precio del barril de petróleo, que a día de hoy se sitúa por debajo de los 70 dólares a pesar de haber subido después de marcar un mínimo histórico en abril de 2020, cotizando a unos ridículos 12,22 € el barril. También hay que decir que el efecto del confinamiento por el Covid-19, con aviones, coches y maquinarias de todo el planeta parados, fueron los claros detonantes de este inusual descalabro. Del mismo modo, la relativa vuelta a la normalidad de las actividades esenciales ha sido la que ha motivado que el precio del barril se recuperara, aunque recordemos, muy por debajo de aquellos 140$ / barril.

Hipotecados a tipo variable y a tipo fijo

A pesar de este pequeño repunte del Euribor, aquellos a los que le toque la revisión de su hipoteca de manera anual durante este mes verán como sus cuotas descienden, ya que el Euríbor en mayo de 2020 estaba situado en -0,081%, que comparado con los -0,481% con los que ha cerrado este mayo de 2021, supone una diferencia de -0,400%. Aunque el ahorro dependerá del importe de la hipoteca y del plazo de la misma, las hipotecas situadas entre los 150.000 y 190.000 podrán experimentar un descenso de sus cuotas mensuales de entre 25 a 50 euros, que al cabo de año, buenos son.

Por contra, los que firmaron una hipoteca con el euríbor revisable cada 6 meses en lugar de cada 12, verán como sus cuotas no se alteran, ya que el Euríbor en noviembre de 2020 se situaba, casualmente, en el mismo valor que este mes: -0,481%.

Para los hipotecados a tipo fijo, hoy el 50% de las nuevas hipotecas concedidas en el país, el Euribor no es motivo de preocupación, si bien interesa para saber hasta qué punto han acertado asumiendo un mayor coste por sus nuevas hipotecas a cambio de la tranquilidad de no ver nunca subir sus pagos hipotecarios mensuales.

Queda por ver, ahora que parece que los planes de vacunación en Europa sí están funcionando y además, a buen ritmo, cuál será la correlación entre las mejoras en la economía de la eurozona y la política del BCE con respecto al Euríbor.

(Visited 23 times, 1 visits today)
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *