Euribor en noviembre de 2020

El Euríbor cumple las previsiones y cierra noviembre de 2021 marcando otro récord histórico: -0,481% (en octubre cerró en -0,466%). Y es que parece que, tal y como indican algunos analistas y la propia evolución del Euribor, veremos el Euríbor en -0,500%, cifra que se piensa podría ser su suelo máximo, aunque ya se sabe que con la está cayendo, cualquier previsión es un poco aventurada.

Si quieres aprovechar los tipos ultrabajos para contratar la mejor hipoteca a tipo variable o fijo, no dudes en solicitar información sin compromiso a los intermediarios hipotecarios seleccionados por este portal:

Contactar con broker hipotecario

De momento sigue a la baja, inducido por el interés del Banco Central Europeo en mantener el crédito barato para intentar reactivar la economía de la zona Euro. Actualmente, y en plena lucha por conseguir pronto una vacuna eficaz contra el Covid-19, todo parece indicar que esta tendencia negativa del Euríbor no empezará a detenerse y remontar hasta que la economía muestre indicios medianamente sólidos de recuperación y eso pasa, obviamente, por la aprobación de una vacuna eficaz como primer paso, y luego todavía quedará un largo trecho para intentar recuperar el maltrecho tejido económico de todos los países de la zona Euro, en especial España, que dado la debacle con el turismo, somos uno de los países más afectados por esta crisis.

Así pues, todos los que tengan una hipoteca a tipo variable están de enhorabuena, ya que en la próxima revisión que hagan verán como descienden las cuotas de sus hipotecas. La cantidad variará dependiendo del tipo de interés que paguen actualmente, a la cantidad y al plazo de la hipoteca, pero para una hipoteca «tipo» de 150.000 € a 30 años, la bajada podría superar los 10 € mensuales, que sin ser una fortuna, al cabo del año nos suponen una alegría.

Por otra parte, aquellos que estén buscando una hipoteca a tipo variable las encontrarán más baratas todavía, ya que el Euríbor es el índice de referencia mayoritario en nuestro país. Otra cosa muy diferente es la conveniencia de contratar una hipoteca a tipo fijo sobre una a tipo variable. Lógicamente, la primera será un poco más cara que la segunda, pero también es cierto que cuando el Euríbor empiece a remontar, aunque sea lentamente, aquellos que hayan firmado una hipoteca a tipo fijo respirarán aliviados a sabiendas que estas subidas no le afectarán.

Ya lo hemos comentado en otras entradas: en la actualidad, y dados los tipos de interés tan bajos, se están contratando hipotecas a tipo fijo y a tipo variable prácticamente por igual, 50/50, cuando hace 15 años prácticamente el 90% de las hipotecas eran a tipo variable. ¿El motivo? Pues el abaratamiento de las hipotecas en general por la bajada del Euríbor hace que las hipotecas a tipo fijo también hayan salido beneficiadas. Eso sí, como contrapunto a este abaratamiento están las restricciones bancarias a la hora de otorgar hipotecas por más allá del 80% del valor, salvo que seamos funcionarios, ya que en ese caso, un buen bróker hipotecario puede conseguir hasta el 100% de financiación (compraventa), y hasta el 100% de tasación si eres funcionario (con la doble restricción del 100% de compraventa).

Así que si estáis pensando en adquirir una vivienda y tenéis una buena estabilidad laboral, os aconsejo que os pongáis en manos de un bróker hipotecario independiente, no os costará un céntimo que os busque la mejor hipoteca según vuestro perfil. Y recordad: tipo fijo sobre tipo variable siempre que se pueda.

(Visited 63 times, 1 visits today)
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *