La crisis financiera y económica, con unas cifras de desempleo cada vez más alarmantes, junto a la no aplicación automática de la dación en pago y los incentivos que tenían las entidades a quedarse las viviendas en lugar de negociar otras fórmulas (por temas de contabilidad permitida por el Banco de España), ha provocado que los balances bancarios tengan un activo inusual: suelo, promociones y viviendas de particulares adjudicadas en subastas que quedan desiertas.

La banca en general se ha entrado en un negocio que no es el suyo natural (prestar dinero y guardar los ahorros de los clientes) y se ha convertido en la mayor inmobiliarias de España. No hay entidad financiera que no posea su propio portal donde pone toda su oferta de pisos a nivel nacional.

Tenemos una oferta hipotecaria para adquirir pisos al banco malo o Sareb, a julio de 2013, sujeta a los cambios que en cada momento consideran las entidades financieras, con las siguientes características:

  • Euribor + 2,30%
  • 80% de tasación
  • 30 años
  • Vinculaciones: domiciliación de nómina, seguro de vida y seguro de hogar

Portales inmobiliarios de pisos de bancos como Altamira (Santander), Servihabitat (La Caixa), BBVAVivienda (BBVA), Solvia (Grupo Sabadell), Casaktua (Banesto), son algunos de los nombres que tienen las empresas inmobiliarias que se encargan de la venta del stock de viviendas de las diferentes entidades financieras.

iAhorro, el portal de ahorro familiar de referencia, tiene esta página con la información actualizada a diario de las condiciones de los préstamos hipotecarios para financiar viviendas de los balances de bancos, para consultar ofertas.

Para poder deshacerse del stock en una época como la actual en la que la demanda y, por lo tanto, la compraventa de viviendas ha caído en picado, las entidades financieras juegan con dos armas a su favor, que no posen los promotores ni los vendedores particulares:

• Bajada de los precios de forma deliberada para su venta rápida, cubriendo el valor contable del piso.
• Concesión de hipotecas para los clientes que adquieren sus pisos, que no se le ofrecen al resto de clientes que van a solicitar una cuando el piso se lo adquieren a los constructores o promotores directamente. Las conocidas por hipotecas de pisos de bancos.

La banca juega con una clara ventaja al poder ofrecer hipotecas de pisos de bancos más favorables que el resto, que conceden las entidades financieras para aquellos clientes que deciden adquirir la vivienda a las inmobiliarias de la entidad.

Los préstamos hipotecarios para viviendas de bancos financian hasta el 100% del precio o del valor de tasación (el mínimo de ambos valores), cuando pocas entidades ofrecen más del 80% si se tratase de un inmueble que no es suyo. Incluso en algún caso nos podemos encontrar con entidades que a mayores incluyen hasta los gastos de la hipoteca.

No solo es por el importe, se le añaden diferenciales más reducidos que las condiciones que dan habitualmente en sus hipotecas, sin comisiones de apertura o estudio, sin excesiva vinculación.

Son hipotecas claramente encaminadas a convencer a los clientes de que compren sus pisos. Si bien hasta el momento no se solía sacar al mercado las viviendas más interesantes, las sucesivas reformas financieras están encaminadas a obligar a que las entidades financieras contabilicen la pérdida producida por la adjudicación del ladrillo, con lo que veremos salir abundante oferta a precios muy reducidos en los siguientes meses y años.

En Futur Finances también colaboramos con entidades que financian sus propias viviendas, que pueden ser del interés del cliente.

 

(Visited 85 times, 2 visits today)