El Derecho privado romano es la base que sustenta nuestro ordenamiento jurídico. Muchas de las instituciones jurídicas creadas en esa época siguen totalmente vigentes en nuestro Código Civil. La de los esclavos, afortunadamente, ha sido erradicada de nuestra civilización europea, si bien podemos extraer muchas conclusiones estudiando su regulación en la antigua Roma.

Jurídicamente al esclavo se le considera  a la vez propiedad de su dueño y persona. Esta concepción dual impregna todo el ordenamiento jurídico y, en muchos aspectos, se asemeja a la normativa de los hijos y mujeres.

La economía de la antigua Roma y los derechos de los esclavos

Imagen | virtusincertus, Flickr

(Visited 12 times, 1 visits today)
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *