Entradas

Niccolò Machiavelli, humanista nacido en la República de Florencia en 1469 ha influido de tal manera en el pensamiento político mundial que ha propiciado la creación de un vocablo nuevo, el maquiavelismo, utilizado para referirse a un “modo de proceder con astucia, doblez y perfidia”.

Injusta proyección de su pensamiento, ya que en el fondo Maquiavelo es un intérprete fiel de la realidad política a la que aspira el hombre del Renacimiento, que busca romper con los moldes medievales, estáticos y cerrados a toda lógica. 

Veamos si el conocimiento vertido en su obra “El Príncipe” puede ayudarnos en algo en nuestras finanzas diarias.

La economía y la política son dos disciplinas íntimamente relacionadas, hasta el punto de que sin conocimientos de los efectos económicos de las decisiones políticas se llegan a perder elecciones. En épocas de crisis económicas, la estabilidad de los gobiernos se puede ver amenazada, al igual que economías completas se pueden venir abajo por los cambios de regímenes y la inestabilidad jurídica que conllevan. Al igual que los estados, nuestras finanzas personales dependen de decisiones “políticas”que podemos tomar en nuestro entorno más inmediato. 

¿Podemos extraer algunas pautas prácticas de lo que escribió esta figura renacentista?
Maquiavelo trata de las forma de obtener el poder de un Estado y la forma de mantenerlo y aumentarlo una vez conseguido. La supuesta perfidia de sus pensamientos se basa en un supuesto práctico de partida que toma, basado en su pesimismo sobre el comportamiento de las masas: 

Es necesario para quién disponga de una República y ordene leyes en ella dar por supuesto que todos los hombres son malos, y que hacen uso de la maldad de su alma cada vez que tienen ocasión de ello

En base a esta consideración de partida, la obra de Maquiavelo orienta al gobernante para que sea más temido que amado. No nos dejemos llevar por el rechazo que esta premisa nos produce a primera vista; en realidad, es una simplificación de la realidad. Los individuos pueden ser excepcionales y malvados, pero hasta en economía se considera que las masas actúan maximizando su beneficio y minimizando sus costes.

El egoísmo puede ser canalizado por normas del estado hacia un bienestar colectivo si se entiende el comportamiento humano. Negar lo que no nos gusta de nosotros mismos no hace que desaparezca, muy al contrario, lleva a legislar y actuar de forma inadecuada y a acrecentar los efectos perversos. 

Mucho daño ha hecho creerse lo que defendía Rousseau; si se cree que el hombre actúa bien por naturaleza, no se hace nada para evitar el mal comportamiento. Y éste es más fácil que aflore.

Tal vez usted sea una persona ingenua y con buena fe, lo que llamaríamos una buena persona. Pero si alguna vez ha avalado a un amigo o le ha dejado dinero, podría ser que haya aprendido que ser buena persona no está reñido con ser prudente.

La primera y, a mi modo de ver, la principal enseñanza financiera que nos proporciona Nocolás Maquiavelo es la desconfianza. Entendida en su acepción de prepararse para lo peor para evitar que ocurra. Si le solicitan un aval para un préstamo personal, diga que no salvo que el objeto de la financiación sea para usted muy razonable o perentoria. Lo mismo si le piden directamente dinero.

Si quieren que avale una hipoteca, sugiera que en lugar de avalista sea usted titular de la hipoteca y de la vivienda en la proporción justa. Si el avalista no paga responderá usted, por lo que al menos resérvese parte de la propiedad de la vivienda.

Se le atribuye la máxima “el fin justifica los medios”, si bien nunca lo expresó de esta forma, ya que dijo: 

Procure, pues, un príncipe conservar y mantener el Estado: los medios que emplee serán siempre considerados honrosos y alabados por todos

Financieramente este concepto puede ser mal aplicado, ya que no todo vale para hacerse rico. Lo que si deberíamos tener claro es que debemos ser capaces de utilizar todos los medios que estén a nuestro alcance y sean legales y morales si queremos proteger el patrimonio familiar.

Puede servirnos Maquiavelo para prevenirnos de la facilidad con que se pueden perder los principados nuevos adquiridos con las armas ajenas: 

Aquellos que sólo gracias a su fortuna se convierten de particulares en príncipes, con poca fatiga lo hacen, pero con mucha se mantienen… los Estados que surgen de repente, como todas las demás cosas de la naturaleza que nacen y crecen con prontitud, no pueden tener las raíces y adherencias necesarias, de modo que el primer choque de la adversidad los arruina

Casi directo es el símil con los que se han hipotecado en las épocas de crédito abundante y con el aval de los padres. Muchos hipotecados inexpertos asumieron una gran responsabilidad sin ser conscientes de ello. Y ahora, cuando las cosas vienen mal dadas, los impagos se acumulan destruyendo el aparente modo de vida regado por una espuria abundancia.

En las finanzas personales, al igual que en la política renacentista, más vale equivocarse por demasiado precavido que por exceso de confianza.

En base a una serie de artículos que en su día escribí para Actibva, vamos a compartir con los usuarios de este blog de hipotecas algunos consejos básicos para contratar la mejor hipoteca a nuestro alcance.

No dudes en consultar los servicios hipotecarios de los colaboradores expertos de Futur Finances si vas a pedir una hipoteca en el 2016 o en el 2017:

Resumen del proceso hipotecario

Probablemente hipotecarse es la decisión financiera más importante de la vida. Un contrato que nos une con una casa y un banco por muchos años; pero es muy curioso ver que nos preocupamos más de comparar precios y prestaciones de los coches que compramos que de las hipotecas que contratamos.

Todos los que estáis leyendo estas líneas o bien ya habéis pasado por el Via Crucis de contratar una hipoteca o lo experimentaréis en algún momento no suficientemente lejano. La mayoría de españoles queremos vivir en una casa de nuestra propiedad y muy pocos podemos hacerlo sin la ayuda del banco.


Segmentaremos en partes el proceso hipotecario y trataremos de dar las pautas a seguir en cada etapa:

  1. Situación real y jurídica de la vivienda a adquirir: Hay que conocer los fundamentos básicos de una escritura de adquisición de una vivienda y solicitar y saber leer una nota simple. 
  2. Negociación del precio de compra-venta con los propietarios. Antes de nada debemos saber nuestra capacidad de endeudamiento, la cantidad máxima que nos puede conceder un banco según nuestro perfil económico, para después negociar a la baja el precio de la vivienda con los actuales propietarios. 
  3. Pre-tasación de la vivienda: Si hay una tasación de hace no más de 2-3 años nos puede servir como referencia, aplicando los correctores necesarios; en caso de no tener este valor, sería muy interesante averiguar antes a cuanto se puede tasar el inmueble. 
  4. Acudir a varias entidades financieras para negociar condiciones de la futura hipoteca. Una vez conocemos nuestra capacidad de endeudamiento, la tasación aproximada y el precio de compra-venta, es un buen momento para acudir a las entidades que hemos pre-seleccionado a negociar las condiciones del préstamo hipotecario. 
  5. Tasación: Momento en que, una vez aprobada por el banco la hipoteca, se decide todo. 
  6. Revisión de las condiciones de la hipoteca y demás productos vinculados varios días antes de la fecha de la firma ante notario. Nada de acudir a notaría sin tener en papel lo que se va a firmar y haberlo analizado tranquilamente. 
  7. Firma ante notario: Gestionar nuestro estrés y comprobar que se firma lo acordado y no otra cosa; una vez firmado, no sirve de nada quejarse. 

Situación jurídica y real del inmueble que se hipoteca

En base a las fases comentadas en que podemos dividir el proceso hipotecario, que no necesariamente ocurren en este orden y que puede entrelazarse, vamos a ampliar los conocimientos y situaciones necesarios para enfrentar con éxito el trámite hipotecarios, tratando en este artículo la situación real y jurídica de la vivienda.

Valorar la idoneidad de una futura casa tiene dos vertientes, la real y la jurídico-registral; es decir, conocer el estado de conservación de la vivienda y la finca, por una parte, y saber si hay problemas jurídicos o cargas en el Registro de la Propiedad, por la otra.

Por tanto, en esta fase inicial, una vez elegida la vivienda que más nos gusta, es hora de contratar o pedir un favor a un amigo profesional del sector de la edificación (arquitecto, aparejador, tasador o maestro de obras, entre otros) que nos acompañe en la visita y analice con tranquilidad la calidad y mantenimiento de nuestro futuro hogar.

La otra vertiente a analizar, tan importante o más, es conocer con exactitud la situación urbanística, jurídica y registral de la finca; es el momento de acudir a un abogado, economista o profesional inmobiliario (mucho cuidado con los consejos de la inmobiliaria, que en demasiadas ocasiones no tienen la formación suficiente o les interesa más vender la vivienda que analizar adecuadamente estas variables) que analicen las escrituras y soliciten una nota simple actualizada.

Hay que saber si la vivienda está calificada como local (sería posible visitar una aparente vivienda pero sin cédula de habitabilidad para vivienda), si tiene uso turístico (a veces se venden por separado apartamentos como viviendas), si es urbana o rústica. Dependiendo del tipo de uso y calificación variará la tasación, el porcentaje que nos financie el banco y demás.

Otra de las cosas que se averiguan analizando las escrituras es si está escriturado el total de metros cuadrados de el inmueble o hay cabida sin registrar, y en este caso si es una obra ilegal o es susceptible de ser inscrita mediante un expediente de mayor cabida.

También debemos conocer los propietarios actuales; por ejemplo, pasa muchas veces que la casa está a nombre de un matrimonio uno de los cuales ha fallecido y se ha realizado la aceptación de herencia, pero no se ha inscrito en el Registro de la Propiedad. Hasta que no se inscriba, no será posible adquirir el bien.

Relevante también es saber si hay cargas, sean servidumbres, censos, embargos o hipotecas privadas, entre otras. No invalidarán la operación, pero tendremos que pactar su cancelación previa y en algunos casos no es un trámite sencillo.

Una vez hayamos visitado la vivienda con un técnico experto en construcción, analizado las escrituras (siempre hay que exigir que se nos entregue una copia) y solicitada una nota simple actualizada, conociendo exactamente el estado real, urbanístico y jurídico-registral, estamos en disposición de sentarnos con los propietarios a negociar el precio de la vivienda. Casi siempre el propietario nos pide un poco más de lo que está dispuesto a aceptar para tener margen de negociación.

No debemos plantearnos la compra de un inmueble con financiación hipotecaria sin haver analizado en profundidad la idoneidad de la casa que queremos adquirir. Cuando todo esté claro, llega el momento de seguir paso a paso con el proceso hipotecario que acaba con la firma ante notario.

Aunar dos realidades ( o más bien una realidad con una ficción) era una de las formas de generar contenidos en Actibva.com, proyecto que el BBVA se ha zampado. Aprovecharé el contenido generado para compartir con los lectores de este blog de hipotecas y economía esta forma diferente de ver los temas. Empecemos con dos clásicos: Matrix y las Hipotecas.
La perfección no existe en un mundo imperfecto como el nuestro, si bien es una utopía que debería guiar nuestras acciones. La hipoteca perfecta en un mundo feliz sería la que no existe, ya que podríamos comprar nuestra vivienda sin acudir a la financiación bancaria.

No es mi intención alterar en exceso parámetros ambientales de Matrix para hacer perfecta nuestra realidad; lo que si trataré es de analizar cual sería el préstamo hipotecario perfecto en un mundo similar al nuestro.

Las hipotecas de nuestra realidad no son perfectas. Es una evidencia, lo se, pero en base a ello buscaremos alterar algunas líneas del código fuente de nuestra particular Matrix para mejorar las hipotecas del mercado.

La primera imperfección de nuestra particular realidad en España era que la gran mayoría de préstamos hipotecarios son a tipo variable. La mente humana lleva mal la incertidumbre. A finales de 2016 y a lo largo de 2017 el arquitecto ha cambiado alguna línea de código: cerca de la mitad de las hipotecas que se firman son a tipo fijo, con condiciones históricamente bajas.


Una hipoteca mejorada sería la que nos ofrece un tipo de interés fijo por debajo de la evolución prevista del euribor.

Con el interés variable, que hace que la cuota se revise cada año (o cada 6 meses), es el cliente quien asume el riesgo de variación de tipos de interés. Al tomar mucha gente la cuota inicial como referencia de lo que va a pagar, se cometen graves errores de cálculo. Siempre recomiendo hacer una simulación de cuota tomando un euribor en máximos (sobre un 5%) y analizar si podríamos pagar esta cuota sin problemas. En caso negativo, no solicitar tanto importe, al menos hasta que reprograme Matrix. 

Por otro lado están los productos asociados; seguro de hogar, de vida, protección de pagos, planes de pensiones vinculados, gasto mínimo de tarjeta, importe de varias mensualidades en cuenta corriente, CAPs y un largo etcétera sólo limitado por la imaginación del director de la entidad. Lo ideal es poder contratar los productos que realmente necesitamos. El seguro del hogar y el de vida, en principio, es muy recomendable contratarlos. El resto ya dependerá mucho de la situación personal de cada uno. 
De comisiones ni hablemos, altero la programación para que todas estén a 0; la de apertura, la compensación por desistimiento, por riesgo de tipo de interés y cualquiera que se nos ocurra. Incrementan la TAE de la operación sin reflejarse directamente en el precio, con los efectos financieros adversos que eso supone y el cliente no suele saber calcular.

En cuanto al plazo, lo ideal sería que fuese lo más corto posible dado que a más plazo acabamos pagando más intereses.

Lo deseable sería poder aportar para pagar los gastos (sobre un 10-11%) e ir a menos del 80% de tasación, ya que este es el perfil que buscan las entidades financieras y al que ofrecen mejores tipos. En este aspecto no os puedo ayudar, ya que ingresaros dinero en vuestra cuenta corriente sería una alteración de programación demasiado fuerte y veríais gatos negros por toda la ciudad.

Seguro que más de uno se pregunta porque no cambio en Matrix el precio de la vivienda para que sea más accesible al ciudadano y aumento su nómina mensual. Confieso que estoy tentado a darle a la tecla, pero un cambio tan drástico en el programa podría tener efectos dramáticos, ¿Os imagináis que por culpa de ello os despertáis todos sumergidos en líquido viscoso, calvos y enclenques y con cables por todo el cuerpo? Matrix no es perfecta, pero mejor que despertar al mundo real. O no. La tecla que só podéis presionar para entrar en un nuevo mundo de hipotecas es la que os lleva al formulario de Futur Finances y a los mejores brokers del momento en España:

El equipo del Servicio de Estudios del BBVA estoy seguro que es muy bueno y formado por grandes economistas y demás profesionales del ramo de la predicción económica. Además no me caen del todo mal, los de  este banco. Al menos mantienen iniciativas online muy interesantes, como Actibva (en la que he participado).
Dicho esto, siempre dudo de los datos de previsión de crecimiento que emiten los bancos, sobretodo si son optimistas. En un año veremos si han acertado y cerramos el 2014 con un crecimiento del 0,9% del PIB, el más alto previsto hasta el momento. Los medios recogen algunos datos del estudio que precisamente no son muy halagüeños: un paro del 26,2% para este 2013 y un desempleo del 25,4% para el 2014.
Francamente, con el enorme esfuerzo de desapalancamiento privado que han de afrontar aún las familias y empresas (pagar las deudas), aumento de los impuestos y tasas (menos renta disponible), sueldos cada vez más bajos y precarios (y la reforma laboral que sigue sin incidir en otras cuestiones que no sean empobrecer al trabajador), y encima admitiendo que el más optimista del momento, el BBVA, acepta un paro del 25,4% para cerrar el 2014, no me parece que podamos hablar de salida de la crisis el año que viene. No para la clase media, no.
Sí claro, saldremos de la crisis, porque lo diga el BBVA.
Os dejo la tertulia de economía, parte en catalán y parte en castellano, de esta mañana en IB3 Ràdio, en la que tratamos esta cuestión:
Mientras espero a cenar con buenos amigos como Toni Salom y celebrar la llegada de un nuevo año 2013, hago lo que me gusta y además no me queda más remedio que hacer: trabajar.
Trabajar en los últimos retoques de mi primer libro, que verá la luz en próximos meses. De momento no quiero adelantar detalles, pero sin duda está hecho con muchas ganas de dar a conocer “mi verdad” de lo que nos ha llevado a la crisis de la banca actual, centrándome en la banca comercial. Os tendré informados puntualmente de ello.
Mi buen amigo y sufrido informático Alcides Ramos (que en buen último día del año he molestado con mi CV virtual) y Remo Domingo tienen mucho que decir de mi próxima obra, entre otros buenos y grandes compañeros de fatigas. Pero eso lo dejo para más adelante. En estos momentos os invito a leer la entrevista que el segundo me ha hecho para Actibva, destacando la primera pregunta:
¿Qué consejo le darías a un parado sin ingreso alguno?
No soy nadie para dar consejos a padres y madres de familia que han trabajado toda su vida para llevar adelante a los suyos y hoy quieren y no pueden trabajar. Por tanto, antes de todo, enviarles todo mi respeto y admiración, además de desearles que encuentren trabajo lo antes posible.

Por otra parte que no se sientan culpables de su situación, pero que tampoco se consideren víctimas de un país que no crea empleo y de unos políticos que tampoco saben gestionar la escasez. La vida no es solo buenos momentos y, ahora, nos ha tocado vivir los malos en muchos casos. Siempre digo que no hay mejor maestro que el sufrimiento, agudiza el ingenio y forja el carácter.

Dicho esto, lo que yo haría (o mejor dicho hice, ya que también he pasado momentos de dificultades laborales) es trabajar y trabajar, gratis muchas veces. Por ejemplo, escribiendo un blog como el de Futur Finances, que inicié sin ningún tipo de objetivo económico y sigo completando, por gusto y vicio de escritor aficionado. Esta labor de años me ha permitido trabajar en finanzas online, mi actual sustento básico.

Por tanto, si no tienes trabajo, encuéntralo, no te pares y crea cosas útiles para la sociedad. Fórmate, aprende y ten constancia y perseverancia, y si tienes que viajar para sustentar a los tuyos, no tengas miedo. El mundo es de los intrépidos.
Feliz entrada de 2013 a los hombres y mujeres de buena voluntad.
Imagen | Madame Tafetán

Enhorabuena al equipo de Actibva por este hito.

Un agradecimiento especial al Gran Remo, que junto a Echevarri han sido los dos profesionales que me han enseñado a escribir en blogs desde mis inicios.

Y además es una alegría personal ver como un post mío en Actibva ha sido el más visto con 75.304 visitas. En todo caso aviso que ya no está vigente lo que comento de la deducción por adquisición de vivienda habitual en el 2011, ya que con el cambio de último minuto del PP vuelve a estar como antes, sin depender del nivel de renta.


4º Aniversario Actibva

Generado por: Actibva

Nuestros amigos de Actibva se han interesado por nuestra opinión sobre la crisis de deuda soberana, el futuro del euro como moneda única europea y las herramientas a disposición del ahorrador medio para asegurar sus ahorros.

Mi opinión sobre el futuro de la crisis del euro, repetida en varias ocasiones en este blog, es la que expongo en Actibva:

No creo que el euro desaparezca, si bien algún país puede que salga de la moneda única (descarto que entre ellos pueda estar España); iremos a una mayor integración fiscal a la alemana; lo cual significa que la costumbre del país de gastar más de lo que se ingresa está en peligro de extinción. No es una mala noticia, siempre que seamos capaces de gestionar nuestros menguados recursos para implementar políticas de creación de empleo.
Porque más allá de los números, las cábalas y las teorías económicas, está el bienestar de las familias: si no pueden generar ingresos para vivir dignamente, el proyecto europeo será un rotundo fracaso.

En todo caso os invito a leer mis palabras en el post “Si se rompe el euro” en Actibva, que espero os proporcionen una visión más amplia de lo que está sucediendo en la Unión Monetaria Europea y mi visión de la evolución del euro y sus efectos en los ahorros.

Una excelente infografía de Actibva que compara los precios de la vivienda, de vehículos y otros productos de la cesta de la compra y los compara con los salarios. Se toma como referencia 1981 y se calcula el precio hoy.

Un gran trabajo que deja claro que el salario mínimo es equivalente a hace 30 años y la vivienda vale 10 veces más.

precios-1981-vs-2011-sm.jpg

Generado por: Actibva

Una interesante infografía de Actibva sobre el volumen de compra y ventas en España vía Internet.

comercio-electronico-en-espana-sm.jpg

Generado por: Actibva

Las hipotecas de nuestra realidad no son perfectas. Es una evidencia; evidente si no sabes que nuestra realidad no es más que la proyección colectiva de los millones de mentes que pueblan la Tierra. Al menos esta es la teoría.

No es culpa de nadie, no te asustes. Pero nuestra realidad es una creación virtual de unos seres superior: Bienvenido a Matrix.

Si no has despertado rodeado de líquido viscoso, calvo y lleno de tubos que salen de tu cuerpo, es que no crees en mis palabras. Buena noticia.

En Actibva hemos visto como podríamos alterar algunas líneas del código fuente de nuestra particular Matrix para mejorar las hipotecas del mercado. Ser usados como fuentes de energía es una cosa, y sufrir las inclemencias de una realidad demasiado defectuosa otra.

Entre las mejoras que podríamos añadir a Matrix están:

  • La primera imperfección de nuestra particular realidad en España es que la gran mayoría de préstamos hipotecarios son a tipo variable. La mente humana lleva mal la incertidumbre. Una hipoteca mejorada sería la que nos ofrece un tipo de interés fijo por debajo de la evolución prevista del euribor.
  • Sin comisiones de apertura o desistimiento u otros nombres que los crecido banqueros virtuales se han inventado.
  • Sin productos asociados; algunas entidades bancarias parecen vendedores de nombres extraños (y caros), con la coletilla de seguros o alta rentabilidad.
  • Con el plazo más corto posible, ya que a más años más intereses acabamos pagando.

Seguro que más de uno se pregunta porque no cambio en Matrix el precio de la vivienda para que sea más accesible al ciudadano y aumento su nómina mensual.

Confieso que estoy tentado a darle a la tecla, pero un cambio tan drástico en el programa podría tener efectos dramáticos. Las ciudades se llenarían de gatos negros. Un déjà vou de consecuencias imprevisibles. ¿O no?