Entradas


Definir otra rama del saber sin ser un estudioso de ella es, cuanto menos, una forma de dejar por escrito tu ignorancia. Por tanto, que un economista pretenda definir la psicología es un ejercicio arriesgado y, tal vez, inútil.
Sin embargo creo que sí puede ser de utilidad, ya que muchos de los temas que toca la carrera de economía son comunes a la carrera de psicología, ya que, a fin de cuentas, estamos analizando el comportamiento humano. Por otra parte, escribir este artículo de la serie (leer el primero) me va a servir para preparar una charla que doy mañana junto a Luís García Langa y Montse Escobar (psicóloga), sobre ‘Economía y psicología‘.

¿Qué es la psicología?

Si empezamos por lo básico, la etimología, podemos concluir que la psicología es el “estudio del alma“, de las voces griegas psiqué (alma o espíritu) y logos (estudio o tratado).

Además de mi experiencia en la materia, me ayudaré de algún manual sobre el tema, como el ‘Curso elemental de psicología‘ de Jose M. Velázquez, que se puede consultar para ampliar conocimientos.

La psicología actual, evidentemente, no se puede definir de forma tan sencilla. Es tanta la confusión que el ciudadano medio tiene de esta disciplina, que la confunde muchas veces con la psiquiatría. La psiquiatría (del griego psiqué e iatréia, curación) es la rama de la medicina dedicada al estudio de los trastornos mentales con el objetivo de prevenir, evaluar, diagnosticar, tratar y rehabilitar a las personas con trastornos y enfermedades mentales, asegurar la autonomía y la adaptación del paciente a su propia realidad.

La idea de que la psicología es una rama de la filosofía que versa sobre el ‘alma’ va desapareciendo a lo largo de los años. En el siglo XIX esta tendencia se acentúa, pasando a definir la psicología en base a tres posturas diferentes:

  1. La psicología es el estudio de los fenómenos psíquicos. Definición que nada aporta, similar a definir la economía como el estudio de los fenómenos económicos.
  2. La psicología es el estudio de los fenómenos mentales. La palabra mental en español hace referencia al aspecto intelectual de la psique; si bien es parte de la materia que estudia la psicología, ésta también versa sobre las emociones y las voliciones, entre otros fenómenos.
  3. La psicología es el estudio de los fenómenos conscientes o de conciencia como tales. Tampoco define en su plenitud la psicología esta definición, ya que deja fuera los estados de conciencia marginal, los estados preconscientes, subconscientes e inconscientes.
Este tipo de visiones de la psicología se rompen con John B. Watson en 1912, al crear la Escuela Conductista. Para esta escuela, la psicología tiene por objeto el estudio de la conducta o comportamiento (behaviour) de los seres vivos, dejando fuera conceptos como el alma o la conciencia.
Nueva vuelta de tuerca, si tenemos en cuenta que hay psicólogos que se dedican al psicoanálisis, otros conductistas, etcétera, en un mismo momento actual. Llegado a este punto, veamos con que definición actual trabaja el libro de Jose M. Velázquez:
La psicología utiliza el método científico para comprender, predecir y controlar la conducta (lo que el individuo haga, diga o escriba) del hombre y demás seres vivos.

Por tanto, la psicología utiliza la estadística para la medición psicológica, con lo que necesita de la matemática al igual que los economistas. Estudia el comportamiento de los individuos al igual que hace la economía, si bien con objetivos diferentes. Si la psicología trata de entender al hombre, la economía trata de saber cómo se comportará en relación a la gestión de recursos escasos.

Por suerte en la charla tendremos una psicóloga que nos explicará lo que es la psicología. Si ya me cuesta definir mi propia ciencia, la economía, con las de los demás me quedo en la puerta del saber.

Te interesa

Definición de economía.

Las emociones.

Los ponentes de la charla en IB3 Ràdio

e1p 
Alcides Ramos, gran programador, mejor amigo e inmejorable persona, ha concedido una entrevista sobre la seguridad de la moneda digital privada Bitcoin a iAhorro.com.
Recientemente un procesador de pagos con Bitcoins ha sufrido un ataque cibernético que se ha apoderado de un botín de más de 1.200 Bitcoins (cerca de un millón de dólares). Este ataque no compromete el protocolo Bitcoin, sino la seguridad de los monederos online (podemos tener monederos físicos, más seguros, en un USB, por ejemplo).
Recomiendo leer la entrevista entera, que aclara muchos aspectos de esta controvertida moneda fuera del control de los Bancos Centrales.
En relación a la actividad conocida como “minería de Bitcoins“, nos explica Alcides:
“La minería de Bitcoin es el proceso computacional de encontrar monedas virtuales en el protocolo de Bitcoin. Así el protocolo genera una serie de operaciones de cálculo que requieren de ser resueltas; algunas operaciones llevan asociados Bitcoin y otras no. Hasta que no se resuelve, no se sabe si has “encontrado” una tarea “premiada”. Este proceso vendría a ser similar al de un yacimiento: hasta que no excavas todo el yacimiento no sabes si has encontrado alguna pepita…”

“…teniendo en cuenta que a día de hoy se han descubierto prácticamente la mitad de los Bitcoin disponibles (aproximadamente unos 10MM) quedando margen para que sean descubiertos más monedas virtuales, sería interesante invertir en minería de Bitcoins. El hardware necesario para ello es relativamente barato (los precios parten de unos 200EUR aproximadamente) y la amortización de este gasto se podría llevar a cabo en un par de meses; obteniendo “beneficios” a partir del tercer o cuarto mes. Si se dispone de este dinero, y se pueden asumir los gastos que conlleva esta infraestructura (electricidad, posibles averías del hardware…) sería más interesante su inversión en la minería pues, en caso de no encontrar Bitcoins, las pérdidas serían mínimas”.

¿Eres minero?

En la tertulia de economía de hoy en ‘El Faristol’ de IB3 Ràdio hemos discutido sobre dos temas muy relacionados con lo que acabará siendo el sector bancario del futuro:

Un Google o Apple Bank, que opere como entidad financiera. De ello hemos hablado en iAhorro con Rodrigo García de la Cruz.
Los Bitcoins o moneda digital privada, especulación suicida o inversión de futuro, nadie lo sabe a ciencia cierta. De la naturaleza de esta moneda privada he escrito en el Blog de Euribor.
De estos dos temas opino a partir del minuto 9:30, parte en castellano y parte en catalán:
Iremos analizando de forma pormenorizada el contenido del Real Decreto-ley 24/2012, de 31 de agosto, de reestructuración y resolución de entidades de crédito (ver en PDF).
A priori parece realizado más para salvaguardar a los banqueros (que no a los bancos) en perjuicio de sus clientes y acreedores del tramo minorista, además de a todos los contribuyentes. Sin embargo, esperad a que pueda analizar el texto en su plenitud para poder dar unas conclusiones fundamentadas.
Nos dice el texto normativo que una de las finalidades de éste es regular los siguientes procesos, que pasa a definir:
Actuación temprana: el procedimiento aplicable a una entidad de crédito cuando, de conformidad con lo previsto en el capítulo II, incumpla o existan elementos objetivos conforme a los que resulte razonablemente previsible que no pueda cumplir con los requerimientos de solvencia, liquidez, estructura organizativa o control interno, pero se encuentre en disposición de retornar al cumplimiento por sus propios medios, sin perjuicio del apoyo financiero público excepcional y limitado previsto en el artículo 9.f).
Reestructuración: el procedimiento aplicable a una entidad de crédito cuando, de conformidad con lo previsto en el capítulo III, requiera apoyo financiero público para garantizar su viabilidad y resulte previsible que dicho apoyo será reembolsado o recuperado de acuerdo a lo previsto en el capítulo V, o cuando no pudiera llevarse a cabo su resolución sin efectos gravemente perjudiciales para la estabilidad del sistema financiero.
Resolución: el procedimiento aplicable a una entidad de crédito cuando, de conformidad con lo previsto en el capítulo IV, esta sea inviable o sea previsible que vaya a serlo en un futuro próximo, y por razones de interés público y estabilidad financiera resulte necesario evitar su liquidación concursal.
Por tanto, nos define 3 situaciones de menor a mayor gravedad en cuanto a capacidad económica de una entidad financiera. En base a la situación en que se encuentre, se instrumentan medidas de intervención pública de menos a más contundencia.

A estas alturas de la película casi todos sabemos lo que es la prima de riesgo de un país. En el caso de la prima de riesgo de España, esta semana que dejamos atrás ha llegado a sobrepasar los 500 puntos básicos, si bien ha cerrado en los 441 pp.

Esta terminología lo que significa es que los bonos a 10 años que emite España (el dinero prestado que pedimos para devolver en 10 años) cotizan en el mercado secundario (mercado en que se venden y compran diariamente estos bonos) 4,41 puntos porcentuales por encima del bono a 10 años alemán.

Si al país más seguro de la zona Euro le prestan a un 1,97%, a España le piden un 6,38%. Con una prima de riesgo tan elevada, cualquier economía se viene abajo en poco tiempo. Paga más España como país que lo que los mejores depósitos a plazo fijo remuneran al ahorrador privado. Una barbaridad.

No se trata de que España no sea solvente (incluso en la mala situación económica que vivimos, somos un país con una fuerte capacidad de generar riqueza), sino que no tiene liquidez. Actualmente gastamos más que ingresamos; si por el desfase tenemos que pagar tipos de interés por encima del 6%, llega un momento en que la economía es incapaz de generar los recursos para pagar la deuda.

Muy al contrario de lo que normalmente la gente piensa, esta situación sí fue prevista por los economistas hace años; décadas, de hecho. Ya desde el inicio de la creación de la zona monetaria común, al imprimir y acuñar los primeros Euros, se dijo lo siguiente:

Una unión monetaria sin integración fiscal, es inestable ante shocks asimétricos.

En otras palabras, si hay una crisis en que unos países van peor que otros, si no hay una coordinación en política impositiva, un endeudamiento avalado por todos los países (Eurobonos) y demás políticas fiscales comunes, la moneda tiende a desintegrarse.

Una divisa no es más que un reflejo de la riqueza de la zona respecto al exterior. Si los países de la Unión no somos igual de ricos, nuestros Euros no valen lo mismo. Y lo que está pasando es que los mercados entienden estos principio básicos.

Para que el Euro continué, lo que se necesita es mucha voluntad política. Ceder soberanía nacional a Europa y que los países más ricos estén dispuesto a ayudar a los más pobres, a cambio de que los más pobres hagan las reformas necesarias para crecer como es debido.

No hablamos ya de economía; hablamos de decisiones políticas valientes; veremos que historia quiere Alemania que se escriba sobre su capacidad de mantener un proyecto común europeo. Desde luego, la salida del Euro le costará mucho dinero a los alemanes.

¿Mi opinión sobre la continuidad del Euro?

El Euro no desaparecerá ya que Alemania y el resto de países más fuertes admitirán que momentáneamente el BCE compre deuda de los países con problemas para, rápidamente, proceder a una integración fiscal en toda regla.

Sin embargo lo que pasará depende de decisiones políticas, volubles como las personas que las toman.

Esta semana he dado mis opiniones, como economista de iAhorro.com, en vario medios, entre los que podríamos destacar:

ADN: España no está tan mal

El histórico nivel al que ha llegado esta mañana la prima de riesgo española no se aviene con la situación financiera. “Se puede hablar de un ataque especulativo en toda regla porque España no está tan mal”, ilustra el analista de iAhorro.com Pau Montserrat, quien asegura que hoy por hoy comprar deuda a 10 años a más del 7% es un “buen negocio”. Nadie da en el mercado esta alta rentabilidad y nadie considera que “España vaya a impagar”.


En ningún caso, afirma Montserrat,el caso de España se asemeja al de Grecia porque su economía no está en riesgo de quiebra porque genera riqueza y sólo de manera coyuntural necesita endeudarse para refinanciarse.


Para Montserrat, la solución para atajar ese nerviosismo es que el Banco Central Europeo (BCE) se desmarque de los postulados alemanes y apueste por emitir eurobonos, títulos de deuda europeos avalados por todos los socios.

Además, tanto Montserrat como San Félix confían que el BCE compre deuda española, igual que ha hecho con la italiana en las semanas anteriores, una operación que relajó a los mercados. En cambio, Alcaraz afirma que la adquisición de bonos por parte del banco emisor es “pan para hoy y hambre para mañana” porque la compra le obligará a quedarse de “fondos tóxicos y acabaría por pervertir el sistema”. 


 En lo que sí coinciden es en avanzar hacia la integración fiscal porque, apuntan, tras una ´decada con el euro y con una crisis sin comparación históricas se ha demostrado que la unión monetaria es insuficiente para encontrar una salida a esta encrucijada en que se encuentra la Unión Europea.

20 Minutos: Crisis de la deuda en la UE: ¿quiénes se benefician?

Es una respuesta obvia, pero lo cierto es que cuando la rentabilidad de los bonos crece, el que gana es el comprador. “La rentabilidad es para el que compra bonos en el mercado secundario”, explica Pablo Monserrat, economista de iahorro.com: “Ganan porque apuestan a que no habrá ningún impago y se aprovechan de la coyuntura”.



En esa categoría entran inversores privados, que suelen ser fondos de inversión y de pensiones. “Los bancos, en cambio, se ven perjudicados cuando sube la prima de riesgo: no pueden vender masivamente la deuda pública que tiene y esos activos pierden valor”, explica este analista. “Además, cuando el riesgo país sube, los bancos españoles encuentran más dificultades para financiarse”.


 “España está viviendo un ataque especulativo: los inversores aprovechan el momento de Grecia e Italia para atacar a un país más fuerte como España”, concluye el analista.

La intervención de la CAM ha puesto de manifiesto que hay múltiples productos financieros, muchas veces colocados engañosamente como similares a depósitos a plazo fijo, que son mucho más arriesgados de lo que el cliente creía. Lamentablemente debemos tener claro una cosa:

El director de banco cobra por vender, no por asesorar

Eso significa que somos nosotros los que debemos asesorarnos, leer la letra pequeña de cualquier producto financiero que nos quieran colocar, para calibrar riesgo y rentabilidad. Después de nada nos servirá quejarnos.

En iAhorro.com hemos confeccionado para Invertia un resumen de todos los productos que se colocan al pequeño ahorrador, desde los más seguros a los más arriesgados. Si el “amigo” del banco te ofrece alguno, no digas que no te avisamos de los riesgos.

En FinancialRed hemos ampliado la información de dos productos que la CAM colocó a los clientes confiados y que ya les suponen importantes quebraderos de cabeza:

Por otra parte en Euribor Blog hemos visto como Celeris desaparece del mercado de la reunificación de deudas. Aparte de algunas entidades particulares, el monopolio de la reunificación de deudas queda en manos de Banco Primus, al menos de momento:

Este fin de semana la RTV de Mallorca [M], a la que el Gobierno de mi comunidad quiere quiere desmantelar alegando cuestionables criterios económicos (la economía no debería servir para dar excusas, sino para aportar soluciones), ha entrevistado a Luís García Langa (de GVC Gaesco Mallorca y colaborador de iAhorro.com) y a un servidor.

Hemos hablado de la figura de las agencias de rating; una de las opiniones que he dado es que una empresa privada que opera en régimen de oligopolio y cobra honorarios de las empresas a las que evalúa, tal vez no sea la entidad adecuada para calificar la deuda soberana de los países.

Me quedo con la definición que hacen en RDMF de las agencias de rating:

Las agencias de calificación o de rating, califican el riesgo crediticio de los emisores de valores y de sus obligaciones financieras. Son intermediarios de la información. De este modo ayudan a los inversores a adoptar sus decisiones, pero sin convertirse en sus asesores. La calificación no debe ser interpretada como una recomendación de compra o venta de un valor. Es una mera predicción sobre la probabilidad de que un emisor quiebre incumpliendo sus compromisos.

En Euribor Blog esta semana que dejamos atrás he escrito sobre dos temas que han tenido su polémica:

Los políticos no entienden a los internautas. ¿Y los internautas a los políticos? He tratado de dar mi opinión sobre las propuestas de Martin Varsavsky y una reunión con Rubalcaba, tal vez precipitada dado la inmadurez del plan de empleo propuesto por uno de los empresarios de referencia en Internet.

En este blog he contestado a las críticas de Ricardo Galli, de Meneame, sobre mi post.

Por otra parte he opinado sobre las noticias mediáticas que tratan de confundir a la opinión pública sobre el precio de la vivienda: El precio de la vivienda subirá de forma inminente.

En la red de blogs financieros FinancialRed he explicado porque la inflación es un impuesto encubierto y las predicciones del IPC para 2011 y 2012.

Veremos que nos depara esta nueva semana.

Semana intensa de formación financiera, la que hemos tenido en los medios en relación a la prima de riesgo.

Llegó a sobrepasar la preocupante marca de los 400 puntos (los inversores compraban deuda pública española al 6,2% en lugar del 2,6% a la que compraban la alemana).

Afortunadamente el BCE ha decidido dejar de mostrarse timorato y anunciar que comprará deuda pública italiana y española, y los mercados se han calmado. Hoy tenemos una prima de riesgo de 280 puntos, una buena noticia para todos.

En Ei escribí para iAhorro.com sobre las medidas que tenía que tomar la UEM para evitar desintegrarse, entre las que figuraban:

  1. De forma inmediata, la compra de deuda pública de los países que lo necesiten por parte del BCE. Ya se ha anunciado y la prima de riesgo se relaja.
  2. Reforma del sistema de apoyo a los países con problemas en la Eurozona.
  3. Crear el Eurobono, deuda pública garantizada por toda la UEM.
  4. Proceder a una integración fiscal de los países, a más largo plazo.

Os dejo una entrevista en Punto Radio sobre los efectos de la prima de riesgos, como analista de iAhorro.com:

Y unas declaraciones en RTV Mallorca [M]

Aprovechando mi participación hoy en Ona Mallorca, junto a Carlos Hernández, la radio de [M], intentaré definir de qué hablamos cuando mencionamos la prima de riesgo de España.

En YaEncontre, el comparador de productos financieros iAhorro.com nos explica con bastante claridad la prima de riesgos y sus posibles efectos en el coste de las hipotecas.

La prima de riesgos es el diferencial de rentabilidad que se paga por los bonos de España a 10 años (deuda pública), respecto al bono a 10 años alemán, en el mercado secundario.

Por una parte se puede comprar deuda pública directamente acudiendo a una de las subastas que hace el Tesoro Público (hoy ha habido una subasta de deuda a 3 años y 4 años en la que la rentabilidad exigida por los inversores ha alcanzado el 4,81%) o comprando y vendiendo deuda pública en el mercado secundario (esta rentabilidad es la que se toma para calcular la prima de riesgo, que hoy está al 6,2%, 393 puntos básicos de prima de riesgo).

A más diferencia entre la rentabilidad que tenemos que pagar por nuestra deuda respecto a la alemana, más riesgo de insolvencia (no pagar en tiempo y modo) perciben los inversores (los mrcados).

Carlos Hernández se hace eco de las acusaciones que se hacen a las agencias de rating y sus errores. Sin entrar a negar sus argumentos, me quedo con la versión de Daniel Lacalle en Cotizalia: El Mercado no ataca. Se defiende.

Os dejo la entrevista-tertulia, en catalán:

Rtvm.cat radio 201108 20110804 0759 Prima de Risc by pau-a-monserrat