¿Qué es un bróker hipotecario?

Hace ya tiempo que la figura del bróker hipotecario suena con fuerza, y de cada vez más dado lo complejo del mundo hipotecario. Ahora bien, también es cierto que hay mucha gente que no sabe qué es, qué hace exactamente o de donde emana esta figura legal. En definitiva, qué es un bróker hipotecario.

Aunque se les conoce como brókers hipotecarios, su figura legal es la de Intermediarios de Crédito Inmobiliario. Así lo establece la Ley 5/2019, de 15 de marzo, reguladora de los contratos de crédito inmobiliario.

 

Respondiendo a la pregunta sobre qué es un bróker hipotecario, es un profesional que se dedica a la búsqueda, gestión y tramitación hipotecaria para aquellos clientes que recurran a sus servicios. Pero ojo, no confundir con un prestamista, ya que son dos figuras que no tienen absolutamente nada que ver.

La figura del intermediario de crédito inmobiliario

La antedicha Ley 5/2019 define la figura del Intermediario como «toda persona física o jurídica que, no actuando como prestamista, ni fedatario público, desarrolla una actividad comercial o profesional, a cambio de una remuneración, pecuniaria o de cualquier otra forma de beneficio económico acordado, consistente en poner en contacto, directa o indirectamente, a una persona física con un prestamista y en realizar además alguna de las siguientes funciones con respecto a los contratos de préstamo con garantía hipotecaria sobre un inmueble de uso residencial: (i) presentar u ofrecer a los prestatarios dichos contratos de préstamo; (ii) asistir a los prestatarios realizando los trámites previos u otra gestión precontractual respecto de dichos contratos de préstamo; (iii) celebrar los contratos de préstamo con un prestatario en nombre del prestamista

En otras palabras, el intermediario de crédito no solo pone en contacto a un usuario que busca financiación hipotecaria con los prestamistas crediticios (bancos) o privados, sino que además participa en las gestiones previas a la firma del préstamo (por ejemplo, recopilando documentación o bien orientando sobre la situación urbanística del inmueble que se pretende comprar), negocia y presenta diferentes hipotecas al alcance de su cliente e, incluso, firma en nombre del prestamista (de momento, caso excepcional).

Tipos de intermediarios de crédito inmobiliario

Si estamos pensando en acudir a un bróker, hemos de tener en cuenta que los podemos dividir en dos grupos:

  • Broker hipotecario independiente: no trabaja para ningún banco ni grupo bancario en exclusiva. Busca y negocia la mejor hipoteca para cada cliente sin importarle en qué banco; es posible que solo cobre honorarios al cliente, si bien la norma también permite que cobre de los bancos, información que ha de estar claramente reflejada en la información precontractual que obligatoriamente ha de entregar al potencial cliente antes de iniciar una relación profesional.
  • Broker hipotecario vinculado: trabaja en exclusiva para un banco o grupo bancario, recibiendo del mismo una comisión por cada operación firmada. No se devengan honorarios para el cliente; de hecho, lo tiene prohibido por Ley.

Si queremos garantizar una búsqueda realmente amplia para nuestra hipoteca, lo lógico y aconsejable es acudir a un bróker hipotecario independiente, ya que tal y cómo hemos comentado, no se limita a buscar en un banco o grupo bancario, sino que busca y negocia (muy importante) con cualquier banco, con el fin de ofrecer la mejor hipoteca en ese momento para su cliente.

No sólo es el tipo de interés

Un buen bróker hipotecario independiente no sólo nos buscará y negociará la hipoteca con el mejor tipo de interés posible, sino que también nos ayudará a entender por qué debemos desechar otras opciones. Un ejemplo podría ser el de una hipoteca con un tipo de interés muy bajo, pero a costa de tener que contratar un montón de productos con el banco, las llamadas «vinculaciones». Estas hipotecas bonificadas tienen el peligro que si en algún momento de la vida de la hipoteca dejamos de cumplir una de esas vinculaciones, nos subirá el tipo de interés. Las vinculaciones más frecuentes suelen ser: contratar con el banco el seguro del hogar, un seguro de vida, plan de pensiones, emplear la tarjeta un mínimo de veces al mes, domiciliar una nómina de un importe mínimo, etc. Incluso hay un banco que en la actualidad exige la contratación de una alarma del hogar con una empresa en concreto si queremos acceder a su mejor hipoteca. Y es que con los tipos de interés tan bajos, muchos bancos están cargando de vinculaciones sus hipotecas para ganar rentabilidad.

Todas estas vinculaciones pueden ser una bomba de relojería si en algún momento, durante la larga duración de la hipoteca, dejamos de cumplir una, varias, o todas las vinculaciones. Ahí empezaremos a perder todo lo que creíamos haber ahorrado, ya que la cuta mensual subirá en la siguiente revisión.

Así pues, la labor del bróker hipotecario independiente no es únicamente conseguirnos una hipoteca con las mejores condiciones posibles según nuestro perfil, sino también guiarnos durante todo el procedimiento hipotecario. Los buenos profesionales también prestan un asesoramiento de calidad, si bien no obligatoriamente el servicio de asesoramiento definido en la Ley y en el Real Decreto 309/2019, que es mucho más concreto y se considera un servicio distinto a la propia intermediación.

Un as en la manga

Los brókers hipotecarios independientes seleccionados por Futur Finances sólo cobran honorarios si el cliente decide, libremente y sin compromiso, firmar la hipoteca que le haya conseguido. Así lo recoge la Ley de 2/2009, legislación previa que sigue vigente como derecho supletorio: el desistimiento por parte del cliente podrá ejercerse por parte del consumidor en los catorce días naturales siguientes a la formalización del contrato de intermediación sin necesidad de alegar causa alguna y sin tener que abonar penalización al intermediario.

Ahora que ya sabemos todo esto y que conocemos qué es un bróker hipotecario, creo queda claro que no debemos firmar ninguna hipoteca sin que antes un bróker experto nos intente conseguir una en mejores condiciones. No tenemos nada que perder, pero sí mucho dinero a ganar mejorando las condiciones que nos ofrece nuestro banco de siempre.

(Visited 63 times, 1 visits today)
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *