Entradas

Si bien se ha hablado mucho de las participaciones preferentes y su inadecuada comercialización, no es menos cierto que la estafa al cliente conservador sigue vigente. Los procesos de arbitraje son una forma de resolver casos determinados, pero no una solución general. Esperemos a ver el número de casos solucionados y el número de afectados que siguen sin obtener una respuesta satisfactoria de los poderes políticos.
Por otra parte, si los culpables no responden ante la Justicia, el Estado de Derecho no podrá jamás volver a llamarse así. Y sospecho que de eso se trata, de que el nombre quede muy bien y la realidad sea que los poderosos no responden ante las leyes que el pueblo sí tiene que acatar. Al menos hasta que les dejemos, que el ciudadano tiene mucho más poder del que ejerce, empezando por el voto. Los partidos que permiten que pase lo que pasa, responsables de que la normativa hipotecaria, el banco de España o la CNMV funcionen como funcionan, han de sufrir un batacazo en las urnas. O todo seguirá igual.
Mi aportación a esta injusticia financiera es divulgarla en los medios de masas, no mucho, pero algo. Os dejo el trozo de El Hormiguero, a partir del minuto 8:20, en el que aparezco yo explicado como se debe vender una participación preferente y como no:

Algo está cambiando en este país cuando en un programa de máxima audiencia como ‘El Hormiguero‘, su presentador estrella, una buena persona llamada Pablo Motos, se menciona a un economista sin padrinos ni cuentas en Suiza como yo y, además, explicando la forma en que muchos directores colocaron las participaciones preferentes a clientes confiados y sin formación financiera.
En el siguiente vídeo se presenta el programa emitido el jueves 30 de mayo de 2013:

Más vídeos en Antena3

En el minuto 8:20 de la parte tercera del programa, que podéis ver a continuación completo, Pablo Motos me menciona, sobre el trozo del vídeo en Salvados en el que explicaba la comercialización de las participaciones preferentes, y se emite el fragmento.
Además Jordi Évole, al que le debo gran parte de mi notoriedad en los medios y no me canso de agradecérselo, comenta una cosa muy importante y que creo marcará un antes y un después en la banca comercial: que se ha quebrado la relación de confianza entre el cliente y el director de banco. Y se ha quebrado porque se le ha engañado. Se diga lo que se diga en los medios o decida la Fiscalía en contra de la más que probable existencia de delitos. Así de claro.
Me alegro de poder aportar mi granito de arena para hacer pública una de las grandes ignominias financieras de la historia reciente: las quitas a preferentistas y poseedores de deuda subordinada. Y encima se les paga con papelitos que valen mucho menos, como en el caso de las acciones de Bankia. Recomiendo la entrevista en RNE al Dr. Fernando Zunzunegui sobre la “investigación” de la CNMV sobre las preferentes.
La paciencia se nos acaba a los ciudadanos. Tomen buena nota nuestros gobernantes.

Aprovecho para dejar mi segunda aparición en Salvados, que se menciona en ‘El Hormiguero’: